exaprint dic 2017
Publips Serviceplan diciembre 2017
 

Las 5 marcas que han sabido evolucionar con éxito

Las 5 marcas que han sabido evolucionar con éxito
Jueves, 05 de octubre 2017

Como menciona la teoría de la estrategia del océano azul, seremos exitosos cuando dejemos de competir y comencemos a innovar de manera audaz, observando qué hay en el mercado e invirtiendo en la exploración de nuestro potencial. Repasamos cinco marcas que han hecho rentable su evolución.

1. NikeID  y los prosumers

Hace 15 años, cuando el concepto prosumer todavía no era tan popular, Nike se adelantó al mercado con una iniciativa que entusiasmó a todos y que sigue en activo con una exitosa demanda. Creo las NikeID. Ofreció a los consumidores, a través de su web, el poder elegir elementos del diseño de sus zapatillas e incorporar una frase (ID) personalizada en las mismas. De esta manera oficializó el poder del consumidor, que hoy tenemos tan asumido, también en el proceso de producción, valoración y recomendación del producto. Actualmente, la marca ofrece este servicio también a través de sus almacenes físicos, dónde el consumidor se puede sumergir en un debate con el equipo de diseñadores hasta dar con la zapatilla perfecta acorde con su personalidad.

2. Polaroid, el reclamo retro

Polaroid revolucionó la fotografía en la década de los 70, cuando creó la primera cámara instantánea con el revelado integrado, de manera que las fotos en color salían impresas por la máquina de forma automática. Años después, los avances tecnológicos, y una pésima gestión, llevaron a la compañía a la bancarrota. Polaroid invirtió mucho dinero en la innovación digital, pero no se atrevió a ejecutar sus nuevos proyectos por miedo a canibalizar a su negocio principal y que les dejase con menos beneficios. 

Sin embargo, En 2008 un biólogo austriaco, Florian Kaps, compró la última fábrica que tenía la marca, con el dinero que ganó con la reventa de carretes y cámaras reparadas de la misma Polaroid. Estos carretes fueron el gran reto de The Impossible Project, la empresa de Kaps. Si bien lograron evitar la demolición de la maquinaria, la mayor parte de los productos que utilizaban en sus películas estaban caducados. El CEO actual de The Impossible Project, Oskar Smolokowski, sustituyó a Kaps al frente de la empresa, gracias a su padre, un empresario de Ucrania, que invirtió dos millones de dólares en ella.

El objetivo fue recrear la antigua Polaroid y sobrevivir a la feroz competencia de Fujifilm. Ocho años después, han conseguido ser la única empresa que comercializa películas para cámaras instantáneas en el formato original, lo que ha salvado a 200 millones de máquinas de la obsolescencia.

3. BBVA: fuente de conocimiento

Según la última edición del Edelman Trust Barometer, hecho por la agencia de comunicación Edelman, los españoles han disminuido su confianza en los medios de comunicación en cinco puntos durante el último año.

La solución desde BBVA ha sido poner en marcha una estrategia de Branded Content, donde la empresa se ha convertido en un medio de comunicación. El periodismo de marca o periodismo corporativo es un concepto reciente que BBVA ha hecho realidad en info.bbva.com. Este canal de contenidos de BBVA nació en 2016 con el objetivo de llevar la voz de la marca a los diferentes grupos de interés y hacerlo sin intermediarios.

4. Nintendo y la realidad aumentada

Nintendo necesitaba con urgencia respirar tras el fracaso de su última consola, la Wii U, lanzada en 2012. La dura competencia de Sony y Microsoft desplomó a Nintendo al punto que de reducir sus beneficios en un 60%.

Ante semejante panorama, decidieron invertir en la fusión de ideas como la realidad aumentada y gamificación en apps de geolocalización. Así, de la mano de Niantic, tocaron la tecla mágica: Pokemon Go, el juego más popular de la historia.

5. Coca-Cola, la felicidad como estrategia

Coca-Cola destapa felicidad y también muchas críticas, y también es la marca más reconocida del planeta después de Apple y Facebook por vender refrescos que no son precisamente los que más alegran al organismo humano.

En el 2009, Coca-Cola lanzó una campaña de publicidad llamada “Encuentro” y estrenó su nuevo slogan “Destapa la felicidad”. El objetivo de la campaña fue transmitir mensajes de optimismo y superación. El spot muestra el viaje real de Josep, un anciano 102 años, que va tener un “encuentro” con su nieta que acaba de nacer y quiere transmitirle en persona que hay que disfrutar de los buenos momentos.

El mensaje de Coca-Cola es claro y sencillo: estamos aquí para disfrutar de la vida y ser felices a pesar de los tiempo difíciles. A partir de ahí, y en plena crisis mundial, la marca crea el “Instituto de la Felicidad”. Este Instituto se fundó tras un estudio en el que descubrieron que Coca-Cola era la marca que los españoles más relacionaban con la felicidad y se centró en el éxito que tuvo este último anuncio.


Grupo Control