Truyol octubre 2017
IFEMA octubre 2017
 

Los tres imprescindibles de una empresa orientada al futuro

Los tres imprescindibles de una empresa orientada al futuro
Lunes, 18 de septiembre 2017

Javier Rodríguez Zapatero, presidente y co-fundador de ISDI, saca su bola de cristal para pronosticar cómo deben ser las empresas que quieran tener éxito en un futuro próximo. Sus pronósticos pueden resumirse en una premisa: "Desaprender lo aprendido".

Más del 90% de las compañías que hay en Europa en términos de capitalización, número de empleados y facturación, son empresas que vienen de transitar por el siglo XX y se han adentrado en el XXI con muchos “vicios” adquiridos: maneras de hacer las cosas que les han llevado al éxito en el pasado, pero no garantizan ni mucho menos el éxito futuro.

¿Qué es lo que ha cambiado en estos últimos años que puede hacer perecer a muchas compañías que no sean capaces de adaptarse? Muy sencillo: la digitalización exponencial de la sociedad. La velocidad a la que los 3.740 millones de personas con acceso a Internet hemos pasado a consumir información en la red, socializar y comprar online está sacudiendo modelos de negocio año tras año y todavía amenaza con liquidar sectores que parecían indestructibles hace un par de lustros.

La sociedad ha cambiado su modelo de demanda. El nuevo consumidor quiere promesas cumplidas, productos que den la talla, sin fricciones, sin desvíos. Estamos hablando de un mundo en el que lo que una empresa entregue debe ser esencialmente bueno. No hay lugar para la mediocridad en el mundo digital. No hay sitio para la lentitud en la sociedad digitalizada. No hay esperanza para los que no se inyecten el suero del cambio constante.

Muchas veces me preguntan si para tener éxito dentro de unos años hay que ser como Google o Amazon. La respuesta es no. Sin embargo, sí que hay que comprender que el consumidor y las compañías están modelando su comportamiento como consecuencia del buen hacer de éstas.

No me voy a atrever a definir cómo va a ser la empresa dentro de 5 años, pero me atreveré a dibujar lo más parecido a una empresa que vaya a estar en lugares de privilegio el lustro que viene:

1. Liderazgo a la antigua con convicción digital moderna. El líder como siempre deberá tener las características de un buen líder, pero además deberá ser seducido por la transformación digital: porque de ese líder y su equipo dependerá la nueva definición de un modelo de negocio en la era digital que aventuro será muy distinto al que hoy se conoce. Sólo hay que preguntarse cómo es posible que tantas industrias hayan tenido que cambiar tanto su modelo como es el caso de la prensa, la industria audiovisual o la turística. A todas les va a llegar su momento.

2. Orientación al mercado basada en orientación al cliente. Ahora más que nunca el usuario/consumidor ha de estar en el centro. Las compañías tendrán que ser capaces de conocerlo y entenderlo para responder rápido a sus necesidades e incluso anticiparse sin fricciones a lo que éste demande. Esto sólo es posible teniendo una estrategia de integración de datos que implica también inversión en tecnología y en talento.

3. ...

Artículo completo en el número Especial 55 Aniversario de la edición impresa de la revista Ctrl ControlPublidad.


Grupo Control