Webersandwick (Avenade)
 

Se alquila esquina sin ventana por 700 euros y un disgusto

Se alquila esquina sin ventana por 700 euros y un disgusto
Miércoles, 14 de noviembre 2018

Una ingeniosa acción de Street Marketing denuncia la disparatada subida del precio del alquiler en Madrid con el hashtag #stopm2deoro y una invitación a denunciar los precios abusivos y las malas condiciones de habitabilidad.

Esta mañana el madrileño barrio de Malasaña ha amanecido cubierto de carteles que denuncian la exagerada subida de los alquileres en la capital. Se trata de seis carteles, que siguen el formato del conocido póster de “se alquila” e incluyen frases como “Se alquila esquina sin ventana por 700 euros y un disgusto”.

El fin de esta acción es denunciar la subida de los alquileres y animar a los ciudadanos a compartirlo en redes sociales bajo el hashtag #stopm2deoro, en alusión al actual “precio de oro” del metro cuadrado.

En un paseo de diez minutos por las calles del famoso barrio los transeúntes podrán ver los distintos carteles que han sido pegados en cubos de basura, buzones, paredes, esquinas, cabinas de teléfono y bancos. Esta acción callejera surge del hartazgo de los ciudadanos a causa del precio del alquiler en Madrid, casi un 60% más caro que la media nacional.

Un piso de 80 metros cuadrados costaba 724€ al mes en 2013 y a finales de 2017 el precio se incrementó hasta los 916€ al mes. En muchos casos, no sólo el metro cuadrado se vende a precio de oro, sino que muchos pisos no tienen las características básicas para ser habitables. De aquí surge la ironía de los carteles que rezan “se alquila pared sin wifi por 700 euros y medio pulmón”.


Grupo Control