Oblineprinters diciembre 2016
 

"Un sector sin poder"

Lunes, 15 de junio 2009

La directora de la revista Estrategias, Penélope García, publica su editorial de junio

En plena crisis, el presidente del Gobierno Rodríguez Zapatero ha confirmado que la televisión pública reducirá drásticamente la emisión de anuncios si se firma finamente la Ley Audiovisual que están actualmente preparando.

 

Para financiar la televisión pública, el Gobierno implantará una tasas a las televisiones privadas y a las operadoras de telecomunicaciones, que deberán aportar 100 millones y 400 millones de euros anuales, respectivamente. A las primeras, porque prevén que la inversión que los anunciantes dirigen a TVE, tras la aprobación de la ley, irá a parar al resto de televisiones. A los segundos porque se supone que uno de los principales motores de crecimiento futuro de los operadores serán los contenidos audiovisuales, como parte de su oferta de acceso a internet.

 

Actual financiacion TVE

 

Tanto una como otra premisa están cogidas con pinzas, porque, en un caso, la mayoría de las televisiones ya tienen completas sus parrillas publicitarias y, en el otro, ya han confirmado que, para contrarrestar la tasa, subirán sus tarifas, con lo que seremos nuevamente todos los usuarios de móvil quienes financiaremos la televisión pública sin publicidad.

 

Pero, lo que es más importante, ¿qué supondrá todo esto para el sector publicitario español? En principio, las agencias de medios, que son las que más están sufriendo la crisis de la publicidad, tendrían que poner en la calle a cientos de profesionales –los que planifican las campañas en la televisión pública– y dejarían de recibir muchos millones de euros en planificación de medios. ¿Eso puede beneficiar a la inversión de los anunciantes en BTL? No está tan claro.

 

Nueva financiacion TVE

 

Y lo peor de toda esta situación es que el Gobierno, al esbozar esta nueva Ley, no ha contado con la opinión del sector publicitario español. No se ha sentado a hablar con la Asociación Española de Agencias de Publicidad (AEAP), ni con la AEMI, ni con AGEMDI… No ha oído la opinión de un sector que, anualmente, mueve en torno al 3% del PIB y al que afecta enormemente esta decisión.

 

Creo que es fundamental que haya en nuestro sector algún representante con la Administración que explique lo que eso supondrá para la industria publicitaria española, y esto no es posible sin un representante único, con peso específico y contactos como para lograrlo. En el debate que publicamos en este número de la revista, todo el sector está de acuerdo en que cada vez se hace más necesaria una federación que englobe a todas las asociaciones del sector, profesionalizada y con contactos en la Administración para que decisiones así no se tomen sin valorar la opinión de los expertos. ¿Quién será el primero en levantar el teléfono para iniciar estos contactos?

 

 

 

 

Penélope García, directora de la revista Estrategias

penelope@estrategias.com


Grupo Control Publicidad,
desde 1962 especializado en publicidad y marketing