Onlineprinters octubre 2019
 

¿Quién dice que compartir piso era solo para jóvenes?

¿Quién dice que compartir piso era solo para jóvenes?
Lunes, 22 de julio 2019

"Unos dicen que no tienen edad para compartir piso, otros se mantienen siempre actualizados", dice el anuncio que ha hecho la agencia Drop&Vase para Badi, la aplicación para encontrar compañeros de piso afines a ti. Una frase que rompe con los tópicos, pero que define a la perfección la situación actual de la sociedad.

Cuando hablamos de compartir piso, muchos seguimos pensando en universitarios y ollas llenas de macarrones. Pero esa imagen dista mucho de la realidad. Compartir piso no tiene edad y las razones principales son más que obvias: los precios estratosféricos de los alquileres y sueldos que dejan mucho que desear.

Y sorprendentemente, los pensionistas son un público que adopta cada vez más este estilo de vida. Una fuente de ingresos que les ayuda a sobrevivir en un presente que no va nada acorde con lo que ellos habían previsto: ¿quién iba a pensar que la pensión que tanto te has trabajado no te daría para pagarte el piso en el que siempre has vivido?

¿La solución? Buscar un piso mucho más barato dejando atrás todos tus recuerdos o… pedirle a un nieto o vecino que te abra un perfil en Badi y adentrarte en el mundo de compartir piso. Y no, lo que te contamos no es un caso aislado. Es una tendencia.

Rompiendo lo predecible, muchos deciden compartir con gente más joven, gente que les de vidilla, normalmente universitarios. Porque compartir piso les aporta mucho más que un apoyo económico, entre otras cosas, les aporta compañía. Porque, aunque no lo parezca, la soledad es tan nociva como fumar 15 cigarros al día, según muchos psicólogos. Un problema que incluso ha obligado al Reino Unido a crear el Ministerio de la Soledad para solventarlo.

Por eso, aplicaciones como Badi son grandes soluciones para los “no tan jóvenes”, por la compañía y porque la compañía siempre trae un montón de cosas buenas con ella: charlas con vino, risas, que te abran la puerta cuando te dejas las llaves o, como dice el anuncio, para ayudarte a mantenerte siempre actualizado con las nuevas tecnologías.

Sí, sabemos que compartir piso no debería ser una solución sino una decisión, pero si miramos “el lado bueno” como dice la campaña y escogemos al compañero de piso perfecto, es un gran estilo de vida para todo tipo de edades. Un mensaje que Drop&Vase consiguió transmitir en su último anuncio a través de potentes insights que muestran todo lo bueno que tiene compartir piso.

Por Ana Vida y David Freixanet, fundadores de Drop&Vase.


Grupo Control