Onlineprinters octubre 2019
 

Amazon construye su propio aeropuerto

Amazon construye su propio aeropuerto
Martes, 25 de junio 2019

Y pensar que Amazon estuvo acumulando pérdidas durante años... De hecho, durante la crisis de las "puntocom", perdió la mayor parte de su valor y tuvo que despedir al 15% de su plantilla. Y ahora, en 2019 anuncia que pronto construirá su propio aeropuerto.

Ni el mismísimo Bezos, que puso en marcha Amazon desde su garaje allá por 1994, podía imaginar lo que vendría después. No sabía que, veinticinco años más tarde, aquella empresa que vendía los primeros libros por Internet y él mismo, junto al resto de empleados con los que contaba en los inicios, se acercaba a la oficina de correos para mandarlos a los compradores en primera persona, no sólo se convertiría en una de las más importantes e influyentes del panorama internacional sino que, además, tendría la capacidad de construir su propio aeropuerto para mejorar aún más la logística de la distribución. A eso se le llama soñar a lo grande.

En mayo de 2019, la primera piedra

Uno de los principales factores que convierten a Amazon en un valor seguro es su capacidad para distribuir con la mayor rapidez y eficacia posible los millones de productos que sus clientes adquieren día tras día. Para ello, Bezos y compañía necesitan contar con flotas de aviones que sean capaces de llevar a cabo tal menester. Eso significa depender de terceros, algo que lógicamente puede condicionarte en momentos puntuales. De ahí que el 15 de mayo nos enteráramos de la noticia de que Amazon ponía la primera piedra del que sería su primer aeropuerto con el claro objetivo de no depender ni de otros aeropuertos ni de otras compañías de reparto aéreo.

Ubicado en la ciudad estadounidense de Cincinatti, en el estado de Ohio, el aeropuerto contará con 3,6 kilómetros cuadrados de instalaciones. El proyecto tendrá un coste estimado de 1.340 millones de euros (1.500 millones de dólares). Se espera que esté terminado en 2021 y podrá operar hasta 200 vuelos diarios por medio de cien aeronaves, si bien desde Amazon ya han avisado que en una primera fase la operativa se hará con 50 aviones. Además, Bezos también ha anunciado una cuestión que no es nada desdeñable: el nuevo aeropuerto de Amazon creará 2.000 nuevos puestos de trabajo.

El término exacto es hub de servicios aéreos

En cuando saltó la noticia fueron muchos los que aseguraron que no se trataba tanto de un aeropuerto como de un hub de servicios aéreos. De hecho, las instalaciones de Amazon estarán dentro del aeropuerto internacional de Cincinatti, pero no es menos cierto que contará con su propia torre de control y espacio para estacionar sus aeronaves. Sea como fuere, y terminología más o menos precisa a un lado, tal como afirmaba Bezos el día de la inauguración, “estas nuevas instalaciones van a permitirnos entregar los paquetes más rápido”. De hecho, una vez el nuevo espacio esté en marcha, permitirá a los clientes de Amazon Prime recibir sus paquetes el mismo día en lugar de los dos días que requieren actualmente la mayoría de pedidos. Y no solo eso, porque tal como han puntualizado desde la propia compañía, esta inversión, que más que probablemente tendrá continuidad en otras ubicaciones, permitirá eliminar los costes que la compañía tiene que asumir con servicios de entrega como UPS o Federal Express, y eso, también es algo a tener muy cuenta.

Al final del día, le llamemos hub de servicios aéreos o aeropuerto, parece claro que Amazon está dispuesto a hacer lo que sea por seguir ofreciendo el mejor servicio posible, sabiendo que por más que cuentes con la oferta más amplia de productos, lo más importante seguirá siendo la rapidez y eficacia con la que esos productos lleguen a sus compradores.


Grupo Control