TAG Curso de comunicación
 

Arde la red con lo de Pedro Sánchez

Arde la red con lo de Pedro Sánchez
Lunes, 06 de mayo 2024

Si dijéramos que la noticia que ha dominado la conversación en las redes durante el pasado mes ha sido otra se nos notaría demasiado que no queremos meternos en un jardín político. Por supuesto, han pasado otras cosas en este agitado abril de 2024, hasta ha llovido en Cataluña, pero ninguna puede compararse al incendio provocado por la carta del presidente del gobierno a la ciudadanía, y todas sus consecuencias posteriores.

Dejando al margen la posición ideológica de cada uno -si es que esto es posible-, los profesionales del marketing y la publicidad siempre podemos aprender algo de comunicación moderna observando el modo en que se ha usado la noticia en los medios y redes, porque refleja de manera elocuente el grado de inmersión social en la posverdad al que hemos llegado. Ahora puede parecer paradójico que este proceso autodestructivo de la cohesión social que preocupa a todo el mundo sea algo provocado por sus principales perjudicados, pero no por contradictorio tiene por qué ser menos cierto. Sin ir más lejos, el presidente Sánchez está pidiendo una reflexión sobre un fenómeno que ni es nuevo, ni llega por casualidad, ni está exento de beneficiarios directos e indirectos, entre los que podría estar él mismo en determinados momentos de su carrera política. En todo caso, lo nuevo es que el presidente no pueda soportar más sus consecuencias en términos personales, porque todo el mundo tiene un límite.

En el año 2017 la revista Ctrl Publicidad dedicó su Anuario a la posverdad, concepto utilizado por primera vez en 1992 por el dramaturgo Steve Tesichic que se hizo muy popular tras el referéndum del Brexit y la primera victoria de Donald Trump en 2016. En aquel número especial publicamos varios artículos sobre el tema y la crónica de un debate con expertos en comunicación política. A todos los que ya por entonces menospreciaban el concepto “posverdad” diciendo que no era más que un esnobismo para denominar a “las mentiras de toda la vida”, les respondimos que, desde nuestra modesta posición y a partir de lo que nos decían nuestros colaboradores, hay matices importantes que diferencian un concepto de otro. Conviene recordarlos ahora porque nunca entenderemos lo que nos está pasando mientras nos empeñemos en negar que creer una posverdad no es lo mismo que creer una mentira. Para empezar, deberíamos ser un poco más considerados con las víctimas de la mentira y no compararlas ni de lejos con los consumidores de posverdad. Al fin y al cabo, a quien cree una mentira de lo único que se le puede acusar es de exceso de confianza en el mentiroso. O sea, de inocente. En cambio, el consumidor de posverdad no es víctima de nada más que de su propia necesidad por confirmar sus prejuicios y creencias. De inocente tiene poco. A diferencia de lo que sucede con la mentira, la posverdad se busca, se encuentra, a veces hasta se paga por ella, y, por último, se consume voluntariamente. Como la droga, con la que tiene en común ser adictiva, hacer millonarios a quienes trafican con ella y crear tolerancia en el cuerpo de quien la consume (es decir, necesitar un aumento paulatino de la dosis para provocar el mismo placer).

Nos vendieron que las redes sociales eran el ágora de la aldea global donde los ciudadanos intercambiarían opiniones civilizadamente, pero la ola de comentarios en las redes que ha desatado la carta de Sánchez más bien parece el retrato de una sociedad en la que cada vez hay más zombis informativos que se encierran y asilan en su propio marco de pensamiento, negándose a escuchar al discrepante y confundiendo la realidad con sus deseos. Como decíamos en el editorial de nuestro Anuario de 2017 “la posverdad se toma”. Es la droga de la sociedad moderna y no tiene nada que ver con “las mentiras de toda la vida” ¿O de verdad podemos seguir llamando mentira a una noticia que elegimos creer porque nos satisface lo que dice?


Curso de comunicación TAG
 
Lo más leído
Ayer
Semana
Mes
Año
1
Cargando...
2
Cargando...
3
Cargando...
4
Cargando...
5
Cargando...
 
 
Grupo Control
 
Kit Digital
Plan de Recuperación, Transformación y Resilencia
Financiado por la Únion Europea - Next Generation EU